Blogia
el factor dorsal

Tiembla tranquila

Tiembla tranquila

Y subió a ese tren. Ante la mirada atónita de quienes compartían la vía con ella, de quienes habían comprado los billetes para otro destino en común, ella se montó en el último tren hacia "El Pasado". No quiso contestar preguntas, no quiso escuchar a los suyos, no quiso siquiera mirar hacia adelante, ni dejó que sacaramos el pañuelo, sólo cogió el billete tamaño din A-4 y firmó sin más las abundantes claúsulas que la iban a sacar de un andén que empezaba a hacérsele inaguantable. El revisor la miró con los ojos de quién sabe ha captado una nueva víctima pero con un chorrito de lástima por la presa. Aquél anciano sabía que a ella no le correspondía ese viaje pese a que acabó riendose de la pasmosa humanidad de los que habitaban todo el vagón. El tren a "El pasado" no era un viaje nuevo. Era un viaje en rewind, un viaje que, a modo de mortero iría triturando lo ocurrido, bueno o malo, entre el momento en que se sintieron nuevos horizontes eléctricos fuera de aquel lugar y el momento del merecido regreso. Aquel tren, sin duda, frivolizaría los errores, si es que los hubiese, lo descubierto de nuevas lo satanizaría y ay!, lo demolería sin compasión. Aquél diabólico tren, en el que sólo había asientos para viajar de espaldas, la llevaría a la anestesia eterna, la estufa, haciendo de transición con cochecama para superar lo que no se había podido superar por las buenas, buscando resultados de modo vitalicio, que acolcharan para siempre los conflictos. Cuando se regresa a "El pasado" un flashback satisfactorio invade a sus nativos. Nada duele, nada chilla, nada vomita, nadie llora por el móvil y se puede dormir de un tirón. Allí todos tiemblan pero están tranquilos. En "El pasado" todos miran al futuro pero sólo alcanzan a ver su nuca. Los demás seguimos buscando la salida del andén a la vez que miramos hacia el horizonte por sí se viera aún un rastro de humo.

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

9 comentarios

quint -

Pues como la envidio, María. Yo miro para atrás y veo...meteduras de pata hasta el fondo del abismo porque los aciertos me los han manchao jodidamente...y soy optimista.

María -

A mi me encantaria hacerme un viaje a mi pasado, al fin y al cabo hasta el dia de hoy puedo decir que es todo lo que soy, mi fe de erratas y de victorias... capítulos memorables, y otros de una sencilla cotidianeidad de la que sera imposible volver a disfrutar. El anden es un sitio triste, pero en el único en el que se puede contemplar a los viajeros con sus equipajes...

restituta -

juaaaas!!!venga,vale,Big,aceptaré barco como animal acuático...


un abrazo enooorme chiquitins!!!

quint -

Gominola, déjese de viajeras, ande, que yo no quiero que me sigan a ningún lao, faltaría más!!Y de la estación estoy intentando salir pero aquí espero, a que quiten las cadenas de las puertas.

Spinola -

Deje el andén, olvídese del humo y salga de la estación cuanto antes. Fuera habrá otras viajeras que quiza sí le sigan a su destino.
Vamos coño¡¡¡¡ anímate¡¡¡

quint -

Hombre no excuso mucho, la verdad. Lo "comprendo" pero lo condeno con toda mi rabia, Utita. Un día menos...o un día más, según se vea.

restituta -

qué tripas ni qué tripas...en un día bueno yo estoy más triste.
Ya está usté en esa fase compasiva-comprensiva de excusar a los demás,por lo que veo...

Hala!,pues a seguir bien,eh?.

Besucos.

quint -

Bueno, supongo que sí...aguantando la bilis, chupando las colillas y tirándonos de los pelos.

commodoro -

Desde las tripas, con dos cojones.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres